5 oct. 2007

De listos y grupúsculos

Desde el secuestro de la revista satírica El jueves nº 1.573 por supuestas injurias a los príncipes de Asturias, se van sucediendo las manifestaciones públicas en contra de la monarquía española. En las últimas protestas realizadas en Cataluña se queman fotos de los monarcas. Caen en cascada detenciones, secuestros policiales de fotos realizadas por reporteros de prensa, declaración ante el juez de los diferentes grupos que, en solidaridad con los primeros, utilizan el mismo tipo de protesta. Estudiantes de universidades, colectivos por la República y otras personas y grupos se van uniendo a la solicitud de libertad de expresión y en solidaridad con los acusados por injurias a la corona.
Sobre estos sucesos el presidente del gobierno español José Luis Rodríguez Zapatero declara en una entrevista en un canal de televisión:
... Nadie puede hoy en día poner en cuestión el papel de la monarquía española en la transición. Sin duda los que protestan pertenecen a grupúsculos antisistema...

Es curioso llamar grupúsculo a un sector amplío de población que pertenece a colectivos del foro antisistema:

La antiglobalización o Movimiento de Resistencia Global (MRG) es un fenómeno a nivel internacional que reune a gran cantidad de asociaciones, sindicatos, grupos y partidos políticos de todo el mundo. Una característica fundamental de todos estos colectivos es que son muy diversos pero todos sienten rechazo hacia el capitalismo y el modelo de sociedad económica aplicada por el neoliberalismo.
La MGR se empezó a dar en los Encuentros Intercontinentales por la Humanidad y contra el Liberalismo, organizados por el Ejército Zapatista de Liberación Nacional, en 1993. Los Zapatistas lograron unir a los distintos grupos anticapitalistas a través de Internet y consiguieron activar una red internacional de solidaridad que no ha cesado en su crecimiento. Su primera intervención fue el levantamiento del EZLN contra el Tratado de Libre Comercio de América del Norte.
Tendremos que avanzar un poco más en el tiempo para llegar a un encuentro contra los poderosos del planeta. El 30 de noviembre de 1999 en Seattle, una cantidad superior a 50.000 personas, que venían de distintos lugares del mundo, se reunieron en esa ciudad en protesta de la celebración de la Ronda del Milenio, que fue organizada por la Organización Mundial del Comercio.
Esta manifestación fue el punto de partida de las movilizaciones antiglobalización que, desde ese momento, se han dado en todos los lugares en los que se han reunido los representantes de los países más poderosos del mundo o de los grandes grupos financieros.
Los grupos antigliobalización surgen como respuesta a la mundialización que imponen las grandes potencias económicas que tiene el control sobre las instituciones y la sociedad. Se opone a aceptar la actual situación y luchan para evitar que los países pobres sean cada vez más pobres y los ricos más ricos.
Estos colectivos de personas luchan contra los grandes organismos económicos (Fondo Monetario Internacional), contra las grandes entidades financieras (Banco Mundial) y contra las compañías transnacionales como Nike, Adidas o Mc Donalds. Muchas de estas compañías se enriquecen explotando a menores. Todos ellos son responsables del actual abismo que separa a los estados del Sur de los del Norte.
Se movilizan para conseguir una sociedad más justa y que haya un reparto más o menos apropiado de la riqueza, para hacer hincapié en la democracia y el pluralismo de las instituciones así como limitar el poder de las multinacionales y los grandes grupos financieros.

Rodríguez Zapatero se muestra encantado y le parece simpático un reciente vídeo publicitario de las Juventudes Socialistas que promueve el interés por la dichosa asignatura Educación para la Ciudadanía y que si fuera estudiante ya odiaría para siempre jamás, de puro hartazgo. Un revuelo así por una maría, hubiese querido yo en mis tiempos de bachiller. Volviendo al asunto, el dichoso vídeo es una zafiedad de pijos frente a pijos, émulos tristes de la Hora Chanante.

Nos encantará saber si a los colectivos antisistema les hará la misma gracia recibir de visita a tan simpático dirigente político. Ya lo dice el proverbio:

Cuando hables di algo que valga más que un silencio.

Rauluz. Vallecas 2007

No hay comentarios: